Mis lecturas – junio 2018

Este es el resultado de mis lecturas del mes, evaluadas según el siguiente baremo:

– SOBRESALIENTE. Me ha entusiasmado, ojalá hubiera más como este

– NOTABLE. Ameno e interesante, recomiendo su lectura

– APROBADO. No es para tirar cohetes pero se deja leer

– SUSPENSO. Lo considero un rollo y ojalá no me hubiese puesto a leerlo

– NO PRESENTADO. Ni siquiera lo terminé de leer así que paso

“¿TENÍAN OMBLIGO ADÁN Y EVA?” (Martin Gardner). Este libro, al contrario que otros de este mítico divulgador, no trata de juegos matemáticos, sino que se dedica a explorar diversos timos pseudocientíficos de todo tipo. Como es habitual en él, sus explicaciones son claras, contundentes y muy respetuosas (a la Carl Sagan), algo que me gustó especialmente. No es fácil describir el crimen y ocultar al criminal, pero cuando da nombres suele ser de forma correcta y mostrando respeto. NOTABLE

“MATAR UN RUISEÑOR” (Harper Lee). Una historia sencilla narrada por una niña pequeña. Una obra maestra. SOBRESALIENTE

“SAMARCANDA” (Amin Maalouf). Cada vez me gusta más este autor. En esta ocasión nos lleva al mundo oriental de hace un milenio para narrarnos una historia con su estilo, bien escrita, agradable de leer y muy entretenida. Qué diferencia con otros autores que se limitan a poner nombres antiguos a sus personajes y punto.  NOTABLE

“EL PSICOANÁLISIS, ¡VAYA TIMO!” (Carlos Santamaría). Quien crea que el psicoanálisis es una disciplina científica fundada y respaldada experimentalmente se llevará una sorpresa. Yo el primero, lo confieso. El autor ha hecho un buen trabajo al presentarnos las contradicciones del psicoanálisis en este librito que se deja leer con facilidad. Por fin podremos dejar de pensar en símbolos fálicos cada vez que veamos un rascacielos. Y eso de la envidia del pene, por favor, ya basta, señores psicoanalíticos. APROBADO

“LA CIENCIA, SU MÉTODO Y SU FILOSOFÍA” (Mario Bunge). De hecho, esto ha sido una relectura. Lo necesitaba. No es que haya sido algo fácil de leer: mucha definición complicada, digresiones sin cuento (vamos, meterse en camisa de once varas), y esa manía de usar palabros raros, como si la Academia de Filósofos les diese a sus asociados un plus. Pero a pesar de eso lo tolero. He leído a un puñado de filósofos de la ciencia y Mario Bunge es de los pocos que no me inspiran deseos de cortarme las venas; y eso ya es decir. APROBADO

“LA FÍSICA DE LAS PALABRAS” (Michelle Feynman). La hija de mi profesor de Física favorito ha recopilado un montón de frases y parrafadas sobre su padre. En ocasiones parece un libro de gurús, también me molesta que algunas estén repetidas en diversos capítulos del libro, pero en general se lee bien. APROBADO

“EL FIN DE LA CIENCIA” (Manuel Lozano Leyva). La verdad, esperaba más de este divulgador tan conocido. Por desgracia el estilo del libro no me ha gustado nada (suena como un abuelo gruñón), generaliza mucho, pontifica sin dar datos o referencias, ¡incluso mete la carrera espacial en el saco de las pseudociencias! Espero encontrar otro libro mejor que me reconcilie con él, porque este me ha dejado con mal sabor de boca. SUSPENSO

“JUEGO DE TRONOS” (George R. R. Martin). Hace tiempo que me lié con esta saga, y tras el segundo (creo) libro lo dejé. Básicamente me dio la impresión de que la saga es un conjunto de libros divididos en capítulos y barajados entre sí, lo que me valió una bronca monumental de la friki de mi hermana. Sigo pensando que Martin es un rellenapáginas pero quiero darle otra oportunidad, así que he comenzado desde el principio. Como recuerdo de antes, el primer libro es apasionante, bien escrito y desarrollado. Veremos los siguientes. NOTABLE

“LOS ÚLTIMOS TRES MINUTOS” (Paul Davis). Una buena descripción sobre cuál puede ser el final de nuestro Universo. Ameno, con el toque justo de especulación. APROBADO

Balance del mes: 1 sobresaliente, 3 notables, 4 aprobados, 1 suspenso. Hasta el próximo mes, leones.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

*

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.